La era de esperar en colas

Foto: Álex Cámara para Granadahoy.com

El festival BIME Live ha anunciado esta semana una peculiar promoción: aquellos que ya mismo carguen de dinero la pulsera de pago del festival (que no arrancará hasta el día 26 de octubre) tendrán acceso a una camiseta del BBK Live 2017 pagando solo un eurito más. La organización afirma que esto permitirá que los asistentes se ahorren las habituales colas que se forman cuando la multitud trata de canjear dinero nada más acceder al recinto festivalero.

La campaña me parece bastante rancia: a cambio de una camiseta pasada de fecha, Last Tour International (la empresa promotora de este evento) obtiene liquidez que le permitirá adelantar pagos, o simplemente para invertir en cualquier cosa que le proporcione unos días de rentabilidad extra. Y, en cualquier caso, aunque los visitantes eviten las primeras colas, es muy posible que igualmente se topen con largas esperas a la hora de pedir sus consumiciones en la barra.

Con esta jugada, siento que LTI busca hacer negocio a partir del mal servicio que ofrece. La manera más sencilla para agilizar y hacer más amable la atención al público pasaría por contratar más personal, que estuviera mejor formado y que también recibiera mejor sueldo. Sin embargo, se opta por ofrecer la imagen de que las colas, los retrasos y los agobios son inevitables salvo para los sub-VIP que abonen una cantidad extra. E incluso aquellos que abonen ese suplemento recibirán una atención que en cualquier ámbito ajeno al mundo festivalero se consideraría denigrante. Y lo más triste es que la oferta de un mejor servicio lleva implícita la amenaza de que las cosas pueden ponerse mucho peor. Sigue leyendo

Please follow and like us:
error

“Awopbopaloobopalopbamboom”, de Nick Cohn

Nick cohn

Hace unos meses me encontré un ejemplar de “Awopbopaloobopalopbamboom: una historia de la música pop” en una librería de viejo. Era una edición buena de El Círculo de Lectores que además se encontraba en perfecto estado. Por tres euros que costaba, no hubo duda de que había que llevarse para casa uno de los grandes clásicos de la literatura rockística.

Para el que no haya oído hablar sobre este libro, se puede resumir en que repasa el origen y el devenir de la música pop desde los años cincuenta hasta finales de los sesenta del siglo pasado. Ya se sabe: Bill Halley, Chuck Berry, Elvis Presley, Buddy Holly, los Beatles y los Rolling, Sam Cooke, Aretha Franklin, Bob Dylan y Jimi Hendrix y todos los demás. Una historia que se ha contado un millón de veces. Pero esta brilla entre todas las demás, tanto por lo que cuenta sobre el pop como por lo que enseña sobre la manera de escribir sobre pop. Sigue leyendo

Please follow and like us:
error